Facebook Twitter Gplus RSS
magnify
Home 1999.2 Mucho te recordamos, Luisa
formats

Mucho te recordamos, Luisa

Por publicado originalmente en CONOZCA edición 1999.2

LUISA, ERES PARA mí y para muchos más un símbolo de carácter cristiano. Al enseñarnos la Palabra de Dios nos dabas consejos en el aspecto espiritual, moral y social. Esas verdades quedaron sembradas en nuestra alma y nos han dado muy buenos resultados al ponerlas en práctica.

Como Directora del Instituto Bíblico Pentecostal en Cuba tenías palabras de sabiduría en nuestros momentos alegres y aun en nuestros momentos tristes. Nos alentabas para seguir adelante, siempre adelante. Después de cuarenta años todavía estamos en la obra del Señor luchando y triunfando debido a tus consejos.

–Lida Molina de Rivero,

Alumna del 1954 al 1957

* * *

Llegué al Instituto Bíblico de Manacas, Cuba en el año 1953 para estudiar la palabra de Dios. Todos los estudiantes fueron recibidos por la hermana Luisa y su esposo, Alva Walker. Comencé a conocer a una hermana que amaba profundamente al Señor y a cada estudiante. Tanto en el aula como fuera de ella se podía sentir la influencia de su vida espiritual.

No olvido las veces que, siendo fiel a Dios, ella tenía que pasar a mimeógrafo hojas y tiras de papel para que cada estudiante tuviera con qué estudiar y así pudiera ella dictar las clases.

Los años han pasado y siempre recuerdo con gratitud sus enseñanzas. ¡Ojalá que cada uno de sus estudiantes pueda imitar su ejemplo! La enfermedad puede intentar impedir que seamos fieles a Dios, pero que el Señor nos ayude a ser fieles hasta la muerte como lo fue la hermana Luisa. Él ha prometido dar una corona de vida.

–Rolando E. Lowe

* * *

Si se pudiera pedir a cada persona a quien ministró Luisa Jeter de Walker que escribiera sólo un párrafo tratando la manera en que fue ayudada personalmente, quién sabe cuántas bibliotecas se llenarían. Son millones los lectores que han quedado impactados con lo que escribiera la hermana Luisa. Comenzó a trabajar entre los latinos cuando de soltera viajó al Perú en 1933. Ni las alturas de la sierra peruana, ni los rigores del clima difícil del Callao, puerto limeño, donde le dio tuberculosis, ni la resistencia fanática de tantos pueblos contra la Palabra del Santo Evangelio pudieron detenerla.

Su carrera literaria comenzó cuando se puso a redactar cada semana el periodiquito que llevaba el nombre Joyas escogidas. Hacía lo que había que hacer donde quiera que se encontraba. Pastoreó junto con su esposo Alva en la ciudad de Chimbote. Crió los hijos que la primera esposa de Alva le dejó al morir en el África. Evangelizaba, enseñaba, aconsejaba, escribía. Nunca se dejaba por vencida.

El matrimonio Walker Jeter se trasladó a Cuba en 1947. Pastorearon en Cienfuegos, luego dirigieron el naciente programa nacional de Escuelas Dominicales de las Asambleas de Dios. De repente se presentó una crisis en la obra por el quebrantamiento de la salud del Director del Instituto Bíblico. Faltando una semana para comenzar un nuevo ciclo de estudios, la junta directiva pidió a los hermanos Walker Jeter que asumieran la responsabilidad de la dirección y administración del instituto. Siguiendo su costumbre de enfrentar lo que se presentara y hacer lo que hiciera falta hacer, Alva y Luisa aceptaron el nuevo ministerio.

Años más tarde doña Luisa fue nombrada como Asesora de Institutos Bíblicos de América Latina. En esa capacidad fundó en el año 1961 un boletín para reforzar el ministerio de la formación de ministros, que ahora es la sección CONOZCA. Si uno escuchaba a la hermana mientras hablaba, se daba cuenta no por las quejas que expresara, sino por el timbre de la voz, de que tenía problemas físicos con la voz y la garganta.

Al paso de los años Luisa Jeter amplió la esfera de su ministerio a través de la palabra escrita. Incontables almas han recibido las buenas nuevas a través de la serie de estudios que ella redactó que se titula Los grandes interrogantes de la vida. Escribió numerosos cursos de estudio. Con la pluma levantó el gigante ¿Cuál camino?. Con dificultad y contra el reloj sacó el primer borrador de su obra Evangelísmo dinámico. Demoró mucho para salir este libro, pero al fin llegó a bendecir a miles de estudiantes.

Se le pidió en una sesión de CADSA (Consejo de Asambleas de Dios de Sud América) en Lima en el año 1969 que levantara una historia de las Asambleas de Dios en América Latina. Aunque aceptó en aquel momento el desafío, resultó sumamente laborioso realizar la investigación y preparativos necesarios. Cada página representaba horas de búsqueda y revisión. Años pasaron. Para el colmo, se extraviaron todas las fotografías que con tanta paciencia había reunido la hermana para incluir en el primer tomo. Pero no se dio por vencida.. Al fin en 1990 apareció el primer tomo de Siembra y cosecha. Ya había entrado en años la hermana , y la salud le afligía, pero se mantuvo resuelta. Salió el tomo segundo en 1992. Y quedó coronado el tríptico en 1996 con la salida del tercer tomo.

Cualquier hubiera pensado que al fin doña Luisa podía descansar. Hablaba cada vez con mayores problemas con la voz, pero insistía en que había que llevar a fruición múltiples proyectos adicionales.

Llegó el día en que tuvieron que extirparle el laringe. Ya no podía siquiera tragar. Fue cuando compuso los versos de triunfo Cantaré otra vez que aparecen en estas páginas.

Pasó a la eternidad gloriosa el 25 de julio de 1998. XXX

–fww

Betty Jane de Grams


 
 Share on Facebook Share on Twitter Share on Reddit Share on LinkedIn
1 Comentario  comments 

Una respuesta

  1. Celso

    En el 1951 cuando tuve el prilegio de entrar en la finca la Perla para comenzar mi primer curso para mi fue una gran bendicion conocer a Luisa y Alva, Fueron mis directores hasta graduarme y a ellos debo el haber conocido la profundidad de las Santas Escrituras y ademas,el ejemplo cristiano que nos legaron, Hoy descansan en paz y cerca de Dios. cch

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*


× cinco = 20

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>