Facebook Twitter Gplus RSS
magnify
Home Uncategorized 2020.2 La expulsión de demonios: señales y prodigios que acompañan el ministerio
formats

La expulsión de demonios: señales y prodigios que acompañan el ministerio

Por publicado originalmente en CONOZCA edición 2020.2

Por Erick González Hernández

 

Y estas señales seguirán a los que creen: En mi nombre echarán fuera demonios; hablarán nuevas lenguas; tomarán en las manos serpientes, y si bebieren cosa mortífera, no les hará daño; sobre los enfermos pondrán sus manos, y sanarán. - (Marcos 16:17-18 RVR60).

Una importante pregunta que debemos hacernos es “¿Existen los demonios activos en el mundo de hoy?”

Los naturalistas lo niegan, ya que solo aceptan lo que se puede ver, tocar u oír. Rudolf Bultman, el erudito teólogo alemán, negaba enfáticamente la existencia del mundo de los demonios argumentando que eran “mitos”. 1

No hay razón para negar o para pensar que hoy exista menos actividad demoniaca en el mundo que la que había en el tiempo del Nuevo Testamento. Nosotros estamos en el mismo periodo de tiempos en el plan general de Dios para la historia. Pablo advierte en que en los últimos tiempos, algunos abandonarán la fe para seguir inspiraciones engañosas y doctrinas diabólicas (1 Ti. 4:1). Esto llevaría a prohibiciones del matrimonio y evitar ciertos alimentos (v. 3). Pablo da entender que los que se oponen a la sana doctrina han quedado cautivos por el diablo para que hagan su voluntad.

Existe suficiente evidencia bíblica que confirma que El Señor, sus discípulos y otros setenta creyentes expulsaron y echaron fuera demonios, en el nombre de Jesús. La Biblia narra que después de haber sanado a la suegra de Pedro y ya entrada la noche, a Jesús le trajeron endemoniados y enfermos (Mateo 8:15-16). Cuando Jesús predicaba en las sinagogas, también echó fuera demonios (Marcos 1:39).

Jesús mismo estableció a los doce para predicar y que tuvieran autoridad para sanar enfermedades y echar fuera demonios (Marcos 3:14-15). “Y saliendo, predicaban que los hombres se arrepintieran y echaban fuera muchos demonios” (Marcos 6:12-14) “… y volvieron los setenta con gozo, diciéndoles al Señor que aun los demonios se sujetaban en su nombre” (Lucas 10:17).

 

¿Siguen vigentes las señales y prodigios?

Otra importante pregunta que vale la pena hacernos de forma objetiva es: ¿Estas señales siguen vigentes en nuestros días? Esta reflexión es importante para poder ubicar en dónde nos encontramos actualmente. Las corrientes cesacionistas y de corte calvinista, tienden a permear en nuestras filas, llevándonos por un camino diferente al trazado en lo que al pentecostalismo se refiere… Estas señales seguirán a los que creen, esto es a nosotros que hemos creído en el Señor Jesucristo.

Existen posturas como la crítica bíblica que afirma que Marcos 16:9-20 es una adición tardía al texto. La postura cesacionista afirma que dicho texto no tiene un significado para los creyentes de estos tiempos afirmando que, según Lucas 10:1, Jesús dio autoridad a los apóstoles y otros setenta solamente.2

Estos argumentos intelectuales y académicos pretenden derribar los argumentos que apoyan y favorecen la difusión de los carismas, señales y prodigios, que prevalecen hasta nuestros días.

 

Postura de la crítica bíblica3

La postura de la crítica bíblica en relación con este pasaje Marcos 16:9-20 afirma que se trata de una adición tardía. Aluden a que este pasaje no se encuentra en los documentos más importantes como: los códices Sinaítico y Vaticano, ocho copias de la Versión Armeniana y la Versión Latina Antigua. La otra alusión es el estilo literario: algunas palabras impresas en dicho pasaje parecen no corresponder a las que son típicamente “marquianas” como “ethus” y “palin”. Los críticos argumentan que esta sección está fuera de contexto y carente de continuidad con el tema y el espíritu de la sección anterior.

 

La postura de la iglesia conservadora4

Los manuscritos que pertenecen a la familia bizantina sí contienen esta lectura, aparte que la versión más antigua, La Peshita, es también testigo fiel a este respecto.

Las palabras en cuestión de Marcos son citadas como Palabra de Dios por los Padres de la Iglesia, por lo menos ciento cincuenta años antes que fueran escritos los códices Sinaítico y Vaticano. Entre estos figuran Justino Mártir (150), Tatiano (175), Ireneo (180), e Hipólito (200).

 

¿A quiénes siguen las señales y prodigios?

En Marcos 16:17 encontramos que las señales siguen a los que creen. En el análisis gramatical del vocablo “pisteusasin” nos damos cuenta que es un verbo aoristo activo, participio, plural, dativo, masculino que se traduce como “Estas señales seguirán a los que habiendo creído”. Esto nos indica la universalidad y vigencia que viene como resultado por el análisis gramatical en su idioma original expresado en los verbos “ekbalousi” (echaran), “laleousi” (hablaran), “epithesousi” (imponer “las manos”). Son verbos en futuro activo indicativo en tercera persona del plural. Unidos a la acción indefinida del aoristo, indican que la acción del verbo se presentará en un futuro cercano o lejano de forma indefinida.

En el sermón de Pedro el día de Pentecostés (Hechos 2:17-22), la universalidad de la promesa es destacada con la referencia a “toda carne” y en las estrofas que siguen (hijos, hijas; jóvenes/ancianos; hombres/mujeres). El punto es inequívoco “En los postreros días el Señor derramara el Espíritu sobre todos los siervos de Dios”.

En Hechos 2.22 la narrativa subsecuente destaca el hecho de que los seguidores de Jesús también realizarían “prodigios y señales”5

 

Peligro en los excesos

El Dr. Douglas A. Oss, profesor de Hermenéutica y Nuevo Testamento, y Jefe del Departamento de Biblia y Teología del Central Bible College (Asambleas de Dios) en Springfield, Missouri, respecto a los riesgos y peligros que hay en lo que se refiere a señales y prodigios tales como la expulsión de demonios, nos señala las siguientes recomendaciones:

1. Las señales y los prodigios confirman el evangelio cuando se predica de verdad. Cuando los prodigios y las señales sobrepasan o pretenden elevarse por sobre la verdad, hay un gran problema.

2. No podemos aceptar a cualquier grupo que se llame cristiano, sin importar sus compromisos doctrinales, solo por que apoyan la misma postura en cuanto a los dones.

3. Los grupos clásicos pentecostales no deben alejarse de su raíz evangélica histórica, y caer en el liberalismo, ya que esto nos lleva a convertirnos en una secta existencialista.

4. Los pentecostales no deben convertirse en pragmáticos, es decir, no deben caer en la máxima de que los fines milagrosos justifican los medios.6

5. Entendamos que no es un ministerio especializado o dedicado, Las Sagradas escrituras nos indican que existe el don de discernimiento de espíritus (1 Corintios 12:10), y esto no se refiere a la expulsión de demonios. Dichos “ministerios de liberación” se centran en “derribar fortalezas” espirituales en la vida de una persona, encontrando sanidad interior, y reclamando la victoria de Cristo sobre todos los enemigos. Muchos se refieren a ataduras del alma, maldiciones, y los “derechos legales” de los demonios.7

 

Conclusión:

Afirmar que solamente unas pocas señales persisten en nuestros días es ir en contra de la afirmación bíblica; por ello es que hemos utilizado como base las Sagradas Escrituras para fundamentar que las señales siguen a los creyentes.

El término parakolouthesei significa “seguir de cerca”. “Estas señales seguirán…” será el resultado de creer con fe en Jesús y en su nombre. Afirmar que las señales solamente fueron para Jesús, los doce y los setenta, es negar que Jesús dio las instrucción de ir y predicar el Evangelio y que todo el que cree, le acompañaran o seguirán las señales mencionadas en el pasaje bíblico, Marcos 16:17-18.

Por lo tanto: con la evidencia bíblica, de los manuscritos antiguos y la versión antigua Peshita que es fiel testigo y el análisis gramatical del original griego, podemos afirmar que las señales son vigentes y son manifiestas al día de hoy. Con el testimonio adicional de las experiencias que seguro muchos pastores, ministros y laicos pudieran compartirnos, encontramos que no han cesado y que no fueron solo para un grupo privilegiado, o para una etapa especifica de la iglesia, sino que siguen vigentes y son para todo aquel que cree en Jesús.

 

 

1 Grudem, Wayne, Teologia Sistematica , “Satanas y los demonios”. (2007) Editorial Vida Miami Florida. 440

2 https://alianjesus.cubava.cu/2015/08/01/atar-y-echar-fuera-demonios/ 5 respuestas de atar y echar fuera demonios / John MacArthur.

3 Miqueas Bustos Bucio. Critica Textual del Nuevo Testamento.

4 Idem.

5 Menzies Robert P. “Pentecostés” Esa historia es nuestra historia , Gospel Publishing House (Springfield Missouri, 2014) 116-117

6 Douglas A Oss. “¿Son vigentes los dones milagrosos? Cuatro puntos de vista” La postura Pentecostal/Carismática, Editorial Clie (Grand Rapids, 2004) 278-279

Erick González Hernández

Erick González Hernández es Pastor en la ciudad de Guadalupe, Nuevo Leon en Mexico.Pertenece al Distrito Central del Concilio Nacional de las Asambleas de Dios en Mexico De profesión es Ingeniero en electromecanica, egresado del Instituto Tecnológico de nuevo Leon Es Licenciado en Teología por parte de ISUM Ha concluido su Diplomado en idiomas Bíblicos, bajo al Tutela de la Decana, Donna Bustos, y actualmente inicia sus estudios en la Facultad de Teología, con miras a una Maestría en Divinidades.


 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*


nueve − = 2

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>